Al menos seis muertos y 35 heridos tras ataque de paramilitares y antimotines en Masaya

Posted junio 20, 2018 2:58 am by

Al menos seis personas muertas y 35 heridas se registran este martes en Masaya, según datos de la Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos (ANPDH). La ciudad ha sido atacada por varios escuadrones de paramilitares y antimotines, quienes entraron tras desmontar el tranque ubicado en el kilómetro 14, en la entrada a Ticuantepe. Las muertes fueron producto de impactos de balas. Los pobladores, quienes están levantando más barricadas, reportan que la ciudad se encuentra rodeada por estos grupos dirigidos por el gobierno. Los paramilitares llegaron encapuchados y armados con escopetas y AK 47.

Siga aquí el minuto a minuto de todo lo que ocurre en Masaya.


 Masaya, la ciudad sandinista que desprecia a Daniel Ortega


Sin compasión. Los ataques de este martes dejaron escenas de horror en la ciudad. Una de las que circula en las redes sociales es la de una mujer, que entre un grupo de antimotines, gritaba llorando frente al cadáver de Marcelo Mayorga:  “¡Ayúdenme! ¡Ayúdenme! Él no es un perro”. Pero a pesar de sus lágrimas ningún agente se inmutó para ayudarla. Mientras que los pobladores tampoco se acercaron por temor a ser baleado por los agentes.

4:19 p.m. Luego de varias horas de ataques por parte de paramilitares y antimotines contra los pobladores, en Masaya se vive una relativa calma. Sin embargo, los masayas señalan que levantarán más barricadas y reforzarán las que ya tienen, porque temen los ataques nocturnos por parte de las fuerzas de choque orteguistas.

En helicóptero.  La operación sangrienta que ejecutó el Gobierno contra Masaya este martes fue para sacar de esa ciudad al subdirector de la Policía Nacional, comisionado general Ramón Avellán, quien permanecía desde hace más de dos semanas atrincherado en el comando policial. Existen versiones extraoficiales que indican que Avellán fue sacado vía aérea en un helicóptero y trasladado al hospital Militar. El helicóptero fue enviado a Masaya con esa misión, debido a que se había complicado su estado de salud por los problemas de diabetes que este padece.

El jefe policial en Masaya, comisionado general Ramón Avellán, luce sonriente tras la llegada de los antimotines desde Managua. LA PRENSA/REDES SOCIALES

Obispo lamenta. Monseñor Silvio Báez, obispo de la Arquidiócesis de Managua, señaló que pese a que esta mañana hizo lo que pudo “por evitar más dolor y muerte a mi querida Masaya. Todo fue inútil. No me quedó más que rezar y llorar”.

2:45 p.m. Álvaro Leiva Sánchez, secretario general de la ANPDH, confirma la muerte de seis personas desde que comenzaron los ataques a las 7:00 de la mañana de este martes en Masaya. Leiva asegura que los antimotines ya lograron llegar hasta la delegación policial de la ciudad, donde estaban atrincherados varios agentes, incluyendo al comisionado general Ramón Avellán, subdirector de la Policía en Masaya, para abastecerla.

Uno más. León se alista para declararse ciudad autónoma, siguiendo los pasos de Masaya. León tiene las condiciones para hacer el pronunciamiento y declarar, eventualmente, una nueva junta de gobierno, esto según Aníbal Toruño, director de Radio Darío. “Lo lógico es que León eventualmente debería de ser la segunda ciudad autónoma y declarada libre de Nicaragua. La ciudad está amurallada, la Alcaldía no tiene ninguna función que hacer, la Policía tampoco tiene función. La población tienen el total control”, dijo Toruño.

Luto. “¡Ayúdenme! ¡Ayúdenme! Él no es un perro”, grita y llora entre los disparos una familiar de Marcelo Mayorga, quien fue el tercer asesinado por la represión de este martes en la insurrecta ciudad de Masaya. Ante su clamor y desesperación los oficiales ni siquiera se inmutan.

Rosario Murillo presume compromiso. Mientras la ciudad de Masaya sigue brutalmente atacada por paramilitares que obedecen al régimen orteguista, Rosario Murillo, vicepresidenta designada por el poder electoral, aseguró este martes que existe el “compromiso” por “frenar” la violencia. Murillo insiste en culpar a “grupos delincuenciales” y no reconoce que son ciudadanos autoconvocados que demandan un cambio de gobierno.

“Nuestro comandante Daniel está comprometido en frenar esa ola terrorista, de crímenes de odio, secuestros, de quema de viviendas…atrocidades sin límites…todo lo que atenta repudiamos y tenemos que trabajar para frenarlas”, dijo Murillo, en su acostumbrado reporte de mediodía en medios oficialistas.

Represión. “Masaya se mantiene firme, pero frente a este ataque desmedido y no comparable en fuerzas, los ciudadanos están haciendo resistencia física dentro de sus posibilidades porque tienen que resguardar sus vidas”, dijo Álvaro Leiva Sánchez, de la ANPDH.

Zonas de ataque en la ciudad.  El parque central de Masaya, el barrio Fox, San Jerónimo, el Yayabo y Calle Limón son los sitios que se encuentran bajo fuego. Los paramilitares y antimotines no dejan de disparar. Parte de la población se ha resguardado y enllavado sus hogares. Las iglesias católicas suenan las campanas en señal de alerta.

12:05 p.m. Marcelo Mayorga es la tercera víctima mortal de la represión de este martes. Mayorga quedó tendido, con una tiradora en su mano izquierda, cerca de donde se mantienen unas barricadas  en una de las esquinas de Masaya. Los jóvenes que se mantienen cerca intentan levantar el cuerpo, pero los disparos de paramilitares y antimotines se los impide.

Pobladores reportan que un grupo de mujeres, quienes salieron a sonar pailas para tratar de frenar la violencia en la “Ciudad de las Flores”, fueron secuestradas por paramilitares y policías. Las mujeres fueron llevadas en camionetas mientras los paramilitares las golpeaban.

Álvaro Leiva Sánchez, secretario general de la ANPDH, asegura que lo que está ocurriendo en Masaya es “una masacre…aquí va a correr sangre como agua”. “Ya entraron, es una fuerza combinada de alto nivel. Aquí vienen policías, militares retirados, Juventud Sandinista, camiones de la alcaldía, vestidos de civil y encapuchados”, resumió Leiva.

Le puede interesar: Embajador de Estados Unidos ante la OEA viaja este martes a Nicaragua

“Heroísmo”. Luis Almagro, secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), expresó este martes desde su cuenta de Twitter que condena “cualquier tipo de ataque que atente contra la vida y la seguridad de los habitantes de Ticuantepe, Nindirí, Masaya y los Pueblos Blancos”. Sin embargo, Almagro todavía no culpa al Gobierno de la represión, pese que las imágenes muestran a los paramilitares acompañados por agentes policiales.

Uno de los fallecidos se llamaba Marvin de los Santos López, quien recibió un disparo en el cuello y le provocó una hemorragia interna, informó Yubrank Suazo, coordinador del Movimiento 19 de Abril en ese departamento. “La población se encuentra atemorizada”, dijo Suazo.

Organismos enterados. Monseñor Silvio Báez, obispo auxiliar de la Arquidiócesis de Managua, condenó la agresión e informó que los organismos internacionales están enterados de lo que este martes ocurre en la ciudad de Masaya, que ha plantado cara al régimen mediante desobediencia civil.

Lea además: Masaya busca crear su propio gobierno

Álvaro Leiva Sánchez, secretario general de la Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos (ANPDH), detalló que los heridos por la represión están siendo trasladados al hospital de Masaya. “Casi estamos seguros que (tras el ataque) lamentaremos más muertos”, aseguró.

“Más muertos y detenidos lo único que hará es estancar más la solución pacífica a este conflicto y dañar más la imagen del gobierno ante la comunidad internacional”, dijo monseñor Báez, quien forma parte de la Comisión de Mediación en el diálogo nacional, que este martes nuevamente fue suspendido.

Lea también: Masaya recibe marcha de apoyo luego de la represión de paramilitares orteguistas

Suazo manifestó que no descartan que el ataque de este martes es la respuesta a un comunicado que la Resistencia Civil en Masaya emitió este lunes, donde señalaron que no reconocían ninguna autoridad del régimen orteguista e implementarían un “gobierno de transición municipal”.

Empresas acechadas. Algunas empresas que estaban abiertas decidieron cerrar y evacuar a sus trabajadores por el ataque de paramilitares, miembros de la Juventud Sandinista y antimotines que intentan entrar a saquear los productos. En días anteriores varios negocios en el centro de Masaya ya habían cerrado por los saqueos.

Más barricadas. La represión en Masaya provocó que los pobladores levantaran barricadas en cada cuadra para evitar el avance y los ataques armados de los paramilitares orteguistas, que han contado con el acompañamiento de la Policía para matar: se contabilizan 18 muertos en este departamento desde que iniciaron las protestas.

Lea también: Masaya en calma para enterrar su último muerto, Jorge Zepeda

Le puede interesar: Dos ejecuciones a “sangre fría” en represión orteguista contra pobladores de Masaya