Explosión a gran escala registrada en la base iraní en Siria

Posted abril 15, 2018 5:33 am by

Se informó sobre una explosión a gran escala en un depósito de armas iraní en Siria, según informes de medios en árabe.

El depósito, que se dice que es uno de los más grandes del país, se encuentra en Mount Azzan, cerca de Alepo, y según los informes, fue utilizado por el representante libanés de Irán, Hezbolá y otras milicias iraníes en Siria.

Sky News informó que la explosión probablemente fue causada por un ataque aéreo lanzado por un avión no identificado, y agregó que el área había sido evacuada previamente por temor a un ataque estadounidense.

El servicio de noticias libanés Al-Mayadeen, de quien se dice tiene estrechos vínculos con Hezbolá, informó que el grupo terrorista libanés negó cualquier ataque militar y dijo que antes del día se habían producido explosiones controladas cerca del sitio.

El informe de la explosión se produjo menos de 24 horas después de que Estados Unidos, Gran Bretaña y Francia lanzaran una serie de ataques aéreos contra una serie de objetivos militares pertenecientes al régimen de Assad durante una operación conjunta de viernes a sábado.

Los objetivos incluían una instalación de investigación científica cerca de Damasco, una instalación de almacenamiento de armas químicas al oeste de la ciudad de Homs, y una tercera ubicación cerca de Homs que contenía un puesto de comando y una instalación de almacenamiento de equipos de armas químicas, dijo el ejército estadounidense.

Sin embargo, según los informes, las instalaciones fueron evacuadas en los últimos días.

Los ataques aéreos se produjeron en respuesta a un ataque con armas químicas en la ciudad de Douma, controlada por los rebeldes, el 7 de abril, que habría matado a unas 40 personas, incluidos niños.

Los medios estatales sirios informaron que solo tres personas resultaron heridas, mientras que el Ministerio de Defensa de Rusia dijo que no había “víctimas” entre los civiles sirios y el personal militar.

Los ataques fueron dirigidos a infligir el máximo daño en los sitios relacionados con el desarrollo de armas químicas. Un alto funcionario del Pentágono, el teniente general Kenneth McKenzie, dijo que la acción retrasaría el programa de armas químicas de Siria “por años”.