Mercenarios rusos, arma subrepticia contra el terrorismo en Siria …

Posted febrero 18, 2018 7:55 am by

La muerte de ‘ciudadanos rusos’ en Siria por los ataques de la semana pasada de la llamada ‘coalición’, liderada por Estados Unidos, ha revelado el papel de los mercenarios rusos en el conflicto de múltiples frentes en el país árabe, según AFP, agencia de noticias francesa.

AFP ha asegurado este sábado en un análisis que la muerte de cientos de hombres armados que trabajaban para empresas militares privadas vinculadas con el Kremlin en choques con las fuerzas estadounidenses y sus aliados en Siria muestra que Moscú utiliza a los mercenarios como un ‘arma subrepticia’ para ayudar al Gobierno sirio.

EE.UU. dijo que la ‘coalición anti-EIIL’ actuó en defensa propia cuando una unidad militar, compuesta de 300-500 fuerzas, lanzó un ataque contra una posición de las llamadas Fuerzas Democráticas de Siria (FDS), a las que apoya EE.UU., en la provincia oriental de Deir Ezzor.

En un acto del todo inopinado, Rusia confirmó el jueves que cinco ciudadanos rusos, no afiliados oficialmente al Ejército ruso, murieron en los ataques registrados en el este del territorio sirio.

A su vez, el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, anunció que el presidente de Rusia, Vladimir Putin, no tomó la decisión de clasificar información sobre los mercenarios originarios de Rusia que fueron dados de baja en Siria.

Si bien los funcionarios estadounidenses se han negado a revelar la nacionalidad de los atacantes, varios informes hablan de hasta varios cientos de rusos muertos en el ataque.

“Hemos confirmado que algunos ciudadanos rusos murieron el pasado 7 de febrero en la provincia siria de Deir Ezzor”, dijo Ruslán Levíev, director del Equipo de Inteligencia de Conflicto, un grupo que investiga desde 2014 la cara oculta de las campañas militares rusas, primero en Ucrania y ahora en Siria.

Hemos confirmado que algunos ciudadanos rusos murieron el pasado 7 de febrero en la provincia siria de Deir Ezzor”, dijo Ruslán Levíev, director del Equipo de Inteligencia de Conflicto, un grupo que investiga desde 2014 las campañas militares rusas.

Un nuevo informe revela que el presidente de Rusia, Vladimir Putin, designó un ejército secreto para luchar paralelamente junto con las tropas regulares rusas en Siria, una medida que posibilitó rebajar significativamente el número de bajas.

 

Según los activistas, estos mercenarios eran miembros de una compañía militar privada llamada Wagner, cuya base de entrenamiento está en el sur de Rusia y que coordina sus operaciones con el Ministerio de Defensa.

Washington, en realidad, estaría tratando de justificar su actuación en Deir Ezzor, donde “por error” en septiembre de 2016 los estadounidenses asesinaron a más de 80 uniformados sirios. Tanto el Gobierno de Siria, como otros países de la región condenaron el ataque. Rusia lo calificó de acto ‘criminal’ e ‘inadmisible’ que busca acabar con la lucha contra el terrorismo.

Estados Unidos y su ‘coalición’, de hecho, han bombardeado sistemáticamente las posiciones del Ejército sirio y de sus aliados para frenar su avance ante los terroristas y permitir que estos se reagrupen.

alg/rba/nii/