‘Ni Rusia ni China’, no apoyarán sanciones de EEUU contra Pyongyang

Posted julio 12, 2017 10:18 pm by

Moscú y Pekín no tienen como objetivo apoyar las nuevas sanciones propuestas por EE.UU. al Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (CSNU) contra Pyongyang.

La agencia estadounidense de noticias Associated Press (AP) informó el lunes citando a dos diplomáticos, que Washington entregó a otros miembros permanentes del CSNU—Rusia, China, el Reino Unido y Francia— un proyecto de resolución que prevé nuevas sanciones a Corea del Norte por su reciente prueba misilística.

Los diplomáticos hablaron bajo condición de anonimato porque las consultas sobre el tema han sido privadas y no ofrecieron más detalles al respecto.

Sin embargo, este miércoles el diario ruso Izvestia que cita a una fuente diplomática rusa ha informado de que Rusia y China no darán luz verde a las nuevas sanciones contra el país asiático, enfatizando que Moscú se pronuncia contra todas sanciones adicionales.

“Las restricciones propuestas contemplan un embargo a los suministros energéticos a Corea del Norte y la prohibición a los obreros norcoreanos a trabajar en el extranjero, algo que no apoyarán ni Moscú ni Pekín”, según Izvestia.

Las restricciones propuestas contemplan un embargo a los suministros energéticos a Corea del Norte y la prohibición a los obreros norcoreanos a trabajar en el extranjero, algo que no apoyarán ni Moscú ni Pekín”, según informa el diario ruso Izvestia.

Esto se produce en momentos de alta tensión en la península coreana tras el lanzamiento, el pasado 4 de julio, de un misil por Corea del Norte hacia el mar de Japón (mar del Este), el cual, conforme a Pyongyang, fue un misil balístico intercontinental (ICBM, por sus siglas en inglés).

Tras la prueba mislística, Rusia y China, en una sesión del CSNU, tildaron las acciones de Pyongyang de “inaceptables” pero al mismo tiempo advirtieron que la respuesta militar —amenaza realizada por EE.UU.— no debe ser una opción para resolver la tensión en la península coreana.

Pyongyang justifica su escalada nuclear y militar alegando la necesidad de defenderse de la hostilidad y los movimientos belicistas de Washington en la península coreana, en particular, las maniobras militares conjuntas que realiza con Corea del Sur.

ftn/ktg/aaf/msf