Rusia a OTAN: Hacemos lo que queremos en Kaliningrado

Posted febrero 16, 2018 1:50 am by

Rusia se reserva el derecho a hacer lo que quiera en ‘su territorio’, el enclave ruso de Kaliningrado, ha asegurado un alto funcionario ruso rechazando las exigencias de la OTAN de mostrar ‘transparencia’ en el despliegue de sistemas tácticos Iskander en dicha región.

“Es nuestro territorio y hacemos ahí lo que queremos”, ha dicho este jueves el presidente del Comité de Defensa de la Duma del Estado o Cámara Baja del Parlamento ruso, Vladimir Shamanov.

Shamanov, de este modo, ha reaccionado a las declaraciones del secretario general de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), Jens Stoltenberg, quien pidió el miércoles a Rusia “transparencia” en sus planes para Kaliningrado.

El mismo Shamanov anunció a principios de febrero el despliegue de misiles Iskander (con capacidad nuclear) en el enclave de Kaliningrado entre Polonia y Lituania, en la región del Báltico, en el marco de un plan para reforzar la protección de dicho enclave ante el aumento de las tropas de la Alianza Atlántica.

Es nuestro territorio y hacemos ahí lo que queremos”, dice el presidente del Comité de Defensa de la Duma del Estado o Cámara Baja del Parlamento ruso, Vladimir Shamanov, rechazando las exigencias de la OTAN para informar sobre sus actividades en Kaliningrado.

El Gobierno de Rusia rechaza las críticas de la OTAN y de Estados Unidos por el despliegue de sus misiles balísticos Iskander en el enclave de Kaliningrado, y se reserva el derecho de desplegar armas en cualquier parte de su territorio porque se trata de una cuestión soberana.

 

En sus declaraciones del miércoles, Stoltenberg había denunciado lo que llamó los esfuerzos de Moscú por militarizar Kaliningrado.

A su vez, el vicepresidente del comité de Defensa de la Duma,Yuri Shvitkin, ha asegurado este mismo jueves que el país euroasiático no está obligado para nada a informar a la OTAN de sus actividades en Kaliningrado, como parte de su propio territorio.

En Kaliningrado Rusia también tiene desplegados los sistemas de defensa Bastion, así como sistemas antiaéreos S-400, lo que ha provocado cierta preocupación por parte de los países miembros del pacto noratlántico.

Moscú define el aumento de la presencia militar en sus fronteras occidentales como una respuesta a la “amenazante” expansión de la Alianza Atlántica, la cual, es un factor desestabilizador en la región, denuncian las autoridades rusas.

tqi/ktg/krd/hnb