Siria negocia con Rusia comprar armas más avanzadas

Posted julio 20, 2018 10:16 am by

El Gobierno de Siria tiene planeado comprar de Rusia nuevos tipos de armas y productos militares modernos, informan los funcionarios rusos.

“Siria está interesada en comprar varios tipos de armas rusas y ya está en marcha un diálogo entre ambas partes a nivel de las agencias y compañías correspondientes”, ha indicado este jueves el embajador de Rusia en Damasco (capital siria), Alexander Kinshchak.

Conforme al funcionario ruso, el Gobierno de Damasco está negociando con Moscú para realizar un mayor desarrollo en la cooperación económica, particularmente, en los temas militares y en los “productos modernos rusos”.

Además, ha informado de la posibilidad de adquirir aviones de pasajeros de medio alcance MS-21 por parte de Siria. Esta aeronave fue desarrollada por la Corporación Aeronáutica Unificada de Rusia y presentada en 2016 y es el rival directo del Boeing-737 y del Airbus 320.

“Siria también está negociando la compra de aviones MS-21”, ha indicado Kinshchak, en una entrevista concedida a la cadena rusa Rossiya-24.

Siria está interesada en comprar varios tipos de armas rusos y ya está en marcha un diálogo entre ambas partes a nivel de las agencias y compañías correspondientes”, ha indicado el embajador de Rusia en Damasco (capital siria), Alexander Kinshchak.

El presidente de Siria, Bashar Al-Asad, ha subrayado la superioridad de las armas rusas frente a las occidentales, es más ha asegurado que gracias a ellas, Damasco logró neutralizar el reciente ataque aéreo de Estados Unidos y sus aliados occidentales contra el territorio sirio.

 

Estos comentarios se producen en momentos que las altas autoridades rusas han anunciado que están considerando un posible suministro a Siria de nuevos sistemas antimisiles, entre ellos, el modernizado S-300, para defenderse ante las recientes amenazas por parte de Estados Unidos y sus aliados occidentales.

EE.UU., el Reino Unido y Francia lanzaron el pasado 14 de abril una gran ofensiva contra Siria, con la excusa de un supuesto ataque químico ocurrido en la ciudad de Duma, en la región de Guta Oriental. El Gobierno de Damasco rechazó toda implicación, y los investigadores de la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPAQ) no habían confirmado el presunto incidente.

Defensa antiaérea siria logró interceptar 71 de los 103 misiles lanzados por EE.UU. y sus aliados, gracias a sistemas antiaéreos rusos como el Pantsir S-1.

myd/ktg/tqi/mkh